Menú Cerrar

2018, un año trascendental

Foto: Archivo Web

El 2018 ha sido un año de trascendental trabajo para todos los venezolanos, en el que se ha informado los resultados de investigaciones de rigor científico, y compromiso ético.

Venezuela sigue siendo el país más violento de la región, con una tasa de 81,4 muertes violentas por cada 100.000 habitantes. Nuestro estado Lara acumuló 51 muertes violentas por cada 100,000 habitantes. De los 335 municipios del país, 296 sufren (según los parámetros de la OMS) una epidemia de violencia. Lamentablemente, la letalidad policial, el crimen organizado y la impunidad son un cóctel de injusticia y muerte.

La ciudad de Barquisimeto, perteneciente al estado Lara; es la capital del sexto municipio con las muertes más violentas registradas en Venezuela. Además del acelerado empobrecimiento, los habitantes de la capital viven en violencia y cada día esta epidemia somete al resto de los habitantes de la entidad.

Dando esta información; el tirano Nicolás Maduro se quiere juramentar el 10 de enero del 2019, pero, eso no es lo importante. Lo que verdaderamente importa; es que será un usurpador. Un presidente de facto. Un dictador con todas sus letras. Todo demócrata convencido, lo adversará aquí y en el mundo entero.

Ayer 28 de diciembre murió Amos Oz; un escritor, novelista y periodista israelí, quien fue considerado como uno de los más importantes escritores contemporáneos en hebreo. Me trajo a la mente la interrogante; – ¿hace falta una nueva vacuna contra el fanatismo? – “No quiero otro baño de sangre. Pero existe el riesgo: el fanatismo conduce a la violencia… es necesario reírse de uno mismo. No he visto nunca un fanático con sentido del humor.”

Nuestro papel siempre será vencer la opacidad, la censura y luchar por la paz de esta sociedad.

Escrito por Jhon A. Romero.-

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *